Saltar al contenido

▷ Como Meditar en CASA【2018】Consejos y Tips

Rutinas para meditar desde casa

Ah, el siempre esquivo arte de Meditar. Sabemos todos los beneficios que trae, como la reducción de los niveles de estrés, mayor paz mental y estar más calmado en general. En este articulo te vamos a contar cómo meditar en casa de una forma fácil y entretenida.

Pero ¿qué es exactamente? ¿Cómo lo hacemos y por cuánto tiempo lo tenemos que hacer? ¿Cómo sabemos que lo estamos haciendo bien?

Ver también: ▷ Reiki y Meditación【2018】• Descubre todos los secretos y más ☯

Cómo meditar en casa

Todo lo que debes saber sobre meditar en casa

La verdad acerca de la meditación es que es un juego de práctica.

Es una práctica que puede ser frustrante, confusa y exasperante, pero todas las practicas lo son no? Algunos días son buenos y otros no tanto.

Y ¿sabes qué? Eso es bueno. La mediación no sólo consiste en esforzarte por entrar en cualquier estado; no es acerca de convertirse en un tipo Zen y levitar sobre el suelo.

Es entregarte en tiempo y espacio cada día para practicar con curiosidad y ver lo que está pasando contigo hoy.

Vivimos en un mundo de ritmo rápido.

Todo es aquí y ahora. Enviamos un mensaje, y esperamos una respuesta inmediata. Abrimos una aplicación y nos molestamos si no se abre en un milisegundo.

Este es un mundo de gratificación instantánea, pero ¿a qué costo? Para la mayoría de nosotros el costo es una perdida de conexión con nosotros mismos y el momento presente.

Corremos de un lado a otro rozando la superficie y nunca permitiéndonos realmente a nosotros mismos el tiempo y el espacio para comprometernos personalmente con cualquier cosa.

Podemos observar reuniones de amigos reunidos y en lugar de dar toda nuestra atención a aquellos que están justo en frente de nosotros, enviamos correos electrónicos, escribimos mensajes y miramos nuestro teléfono.

Cómo hacer para meditar en casa

Aquí te mostramos es un proceso de 3 pasos para meditar en casa:

1.- Encuentra tu asiento

Busca un lugar cómodo para sentarte, preferentemente tranquilo donde no serás perturbado.

Ahora bien, esto en sí mismo puede ser difícil para algunos de nosotros, pero haz lo mejor que puedas.

La realidad es que la mayoría de nosotros no tenemos una habitación tranquila para sentarnos y poder meditar en nuestra casa, pero intenta encontrar un espacio en el que te sientas cómodo y que sea accesible para ti.

Siéntate en el suelo con las piernas cruzadas o sino te gusta puedes elegir sentarte sobre tus talones.

Organiza tu cuerpo en un asiento digno pero cómodo, notando los puntos de conexión entre el cuerpo y lo que sea que esté abajo.

Si por comodidad necesitas sentarte en una silla o apoyar la espalda en la pared hazlo, pero trata de mantener la columna recta y la corona de la cabeza apuntando hacia el techo.

Descansa las manos sobre los muslos o en el regazo y permite que tu cuerpo se asiente, cómodo, pero alerta.

Cómo meditar desde casa

2.- Quédate quieto

Ahora que elegiste tu asiento, permite que tu cuerpo se quede inmóvil.

Mientras sucede este proceso podrías notar que tu cerebro te “arroja” distracciones, pero resiste la tentación de inquietarte y moverte y confía en el asiento que has elegido.

3.- Empieza a centrarte en tu respiración y descansa tu conciencia

Simplemente reconoce la inhalación y la exhalación.

Mantén la respiración sin precipitar el proceso y te darás cuenta de que la respiración desacelera y profundiza de forma natural. Mientras continúes con este ritmo de respiración, podrías notar una sensación de relajación y de calma.

Como ves, aprender a meditar en casa es sencillo, siempre que se sigan estos pasos para aclimatarte y que no haya ningún sonido o problema exterior que te moleste.

También puedes utilizar un mantra. Un simple y eficaz mantra de meditación es vamos. Al inhalar en silencio repite la sílaba va y al exhalar la sílaba mos.

Cómo hacer una meditación en casa

¿Cuánto tiempo Meditar?

Comienza con 10 minutos al día y tal vez extiéndelo a 15 o 20 minutos al día gradualmente, pero asegúrate de que encaje en tu horario.

Es mejor sentarse durante 10 minutos antes que nada. Si te propones objetivos poco realistas, a pesar de tus mejores intenciones no vas a poder convertirlo en una costumbre.

Vas a encontrar que hay algunos días en que la meditación se sentirá fácil y natural y otros en los que se se te hará difícil y tu mente no va a dejar de interrumpir el proceso.

Somos seres humanos; tenemos diferentes experiencias con los mismos procesos todo el tiempo, hasta nuestros estados mentales o experiencias en ese día en particular.

Podemos presenciar nuestras reacciones y observar todo lo que surge sin el propósito de juzgarlas.

Puedes ver también: ▷ Meditacion Profunda【2018】¿Qué es? • Técnicas y Sesiones ❂

El truco consiste en volver a hacerlo día tras día así tengas ganas o no.

Que sea parte de tu rutina como cepillarte los dientes y te dará una base sólida y estable para “montar las olas de la vida” con una sensación de bienestar y sin llegar a sentirte abrumado.

Vídeo con Consejos para Meditar en Casa

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies